Diosa Mané

Diosa Mané
Mané Castro Videla - Mujer Poeta y Artista Plástica Argentina - Española

lunes, 24 de febrero de 2014

Sin restricciones, Mané




Duele mucho 
el hambre y la sed 
Duele la mentira
hasta romper en llanto 
y secarse en sangre. 
Desgarrada, sufre la tierra
y la piel de barro
Tortura y nos mata 
desde la primera hasta 
la última palabra
en que el vivo dolor  
se aferró al engaño
 del oscuro relato de la bestia
 dado en democracia
 imponiéndose con soberbia 
en el  nombre de las desigualdades,  
en lo llano del vaho de lo mediocre
sobre las dignidades, 
y sin la gracia de dios.
Duelen las manos 
que se armaron
en el fractal del tiempo 
en voces y las semillas
que ellos mismos han plantado
Doloroso dolor cala 
el hueso y la entraña 
del alma del ser noble, 
 distinguido en la esclava noche
entre el desierto y el alambrado
Duele sin lenguaje,
la enfermedad parasitaria 
en el fango y las tinieblas. 
 Duele el cuerpo,
 el ojo ciego del hueco,
y la palabra muda, sin corazón.
Duele, sin piedad, el mundo
cuando se es fiel, sin vergüenza
 ni pecado en gotas de lucha
Duele y uno es, el dolor 
Y, soy al final del día:
La gota, sin poder dominar
Una gota rebelde de desobediencia 
donde la palabra gira y gira 
con toda su fuerza, en su propia luz; Desnuda
que anda por las calles; Sola y sin bandera
y por debajo de la lengua, Sin armas.

A resistir
A luchar
A protestar
A no temer jamás,
una palabra de censura
A, un nunca más
Aunque duela la razón
en el centro de la gravedad
 de la historia y los siglos
 Una gota sin temor
y a resistir 
  Sin limitaciones, 
con los ojos abiertos, rodando 
en clave de sol
 al amor y la locura 
-expuesta a todo-
en el espacio entrelineado
de escucha  
de la compasión y la paz
A dar vuelta el relato 
A reivindicarse de pie
y no ser:  Ausencia.
  A Ser 
en la honda y profunda libertad
la maravillosa metamorfosis
comprensible en el milagro
de la faz divina, sin restricciones 


Mané